.

Las marcas de moda se atreven con la franqucia


Por lo general comercializaban sus productos a través de centros comerciales y tiendas especializadas, pero las marcas de moda de cierto prestigio han apostado por un nuevo modelo de ventas basado en la franquicia. Entienden que expandirse como franquicia es compatible con la distribución por el resto de medios de comercialización y que además ganarán en prestigio y reconocimiento de marca, como leemos en infofranquicias.com.

Las firmas de moda creen que a través de franquicia se crece mejor y más rápido. Entre estas enseñas encontramos a New Caro, Liberto o Pepe Jeans. Puede sorprender que sean marcas ya asentadas en el panorama nacional y con un público fiel las que se decidan por este modelo de negocio. Los expertos lo atribuyen a una evolución lógica del mercado, a la que se verán obligados a seguir el resto de compañías del sector. Es cada vez más común que las firmas de moda y zapatos apuesten por la franquicia.

La firma de ropa vaquera Pepe Jeans fue la primera en apostar por la franquicia. Empezaron a abrirlas hace años en las principales capitales de provincia para conseguir una expansión por el resto de ciudades importantes. Las firmas de ropa valoran positivamente, además, que puedan controlar el producto y la distribución, además de decidir la ubicación de los establecimientos.

Entre las ventajas de franquiciar estas marcas de moda, encuentran los siguiente puntos:

  • Mayor reconocimiento de la marca.
  • Expansión más rápida y segura.
  • Mayor control de su distribución y en el punto de venta.
  • Mayor conocimiento por parte del consumidor, entre otras razones.
En el caso de Pepe Jeans para franquiciar se exige hacerlo en una población de más de 50.000 o 100.000 habitantes y hacerlo en el centro de ciudad o centro comercial, siempre que estén en primera línea comercial. Algo similar con Liberto, New Caro o Levi's.